Todos somos Orgullosos y Prejuiciosos





“Algún día alguien atraerá tus ojos, y entonces tendrás que cuidar lo que dices.”

Hoy me he puesto mi mejor vestido de fiesta para estar a la altura de la celebración organizada por Escribe Romántica. He adquirido los lazos más hermosos, he ceñido mi corsé, y sujetado mi cabello, adornándolo con pequeñas flores… 

En aquella época esas debían de ser las preocupaciones de cualquier mujer. 

Debían de ser buenas conversadoras, pero por sobre todo excelentes oyentes. Debían pintar, bordar, leer, tocar el piano… Y un sinfín de cualidades que fuesen capaces de atraer al hombre que pagase la mejor dote por ellas, y que por supuesto ganara lo suficiente al año como para que ellas no debiesen de preocuparse más por el resto de sus vidas. 

No podías rehusarte si tenías la dicha de que un caballero respetable pidiera tu mano. 

Pero eso no parecía estar integrado a la mentalidad de nuestra Elizabeth Bennet. 

Nuestra querida Lizzie… 

 La magnífica obra de Jane Austen, que ahora celebra sus 200 años, sigue cautivando a miles de lectores en todo el mundo. 

¿Cómo fue su experiencia con esta obra? 

Yo llegué al maravilloso mundo de Jane Austen hace como un año. Siempre me ha llamado la atención aquella época, puesto que creo que por esos años los sentimientos eran mucho más importantes en comparación a la actualidad. Te enamorabas. Eso era todo. No como ahora que incluso algunos condicionan su amor. Es verdad. 

Bueno, volviendo a Jane Austen… 
No había tenido la suerte de leer su obra. Las primeras páginas se me pasaron muy rápido; la forma en que ella escribía y la ironía con la que retrataba su propia realidad me cautivó hasta el punto en que luego acabé leyendo más de sus libros y de su propia historia. 

Jane no escribía más que de su propia realidad. Quizás por eso sus obras han cautivado a miles de personas hasta el día de hoy. 

Ella retrata de forma impecable la realidad en la que estaba inmersa. Aquella época en que el conseguir marido era la preocupación normal de cualquier mujer. Pero en Orgullo y Prejuicio nos encontramos con Elizabeth, quién probablemente tenía un poco de la personalidad de Jane Austen ligada a sus acciones… 

Porque seamos francas, nosotras mismas quienes nos estamos recién embarcando en el mundo de la escritura, aunque muchas veces no sea lo que deseamos, acabamos depositando parte de nosotros mismos en ciertos personajes de la historia. Creo que eso logra caracterizarlos mejor como personas… 

Para Elizabeth sus pequeños logros personales significaban más que cualquier otra cosa. El poder ver a sus hermanas felices, la lectura, la observación, y aquellas maravillosas conclusiones que lograba en cada momento, la hacen un personaje con el que muchos pueden sentirse identificados. 

 ¿Y Darcy? 

 Darcy… 

¿Qué podemos decir de él? 

Personalmente no lo odié al principio, como me ha sucedido con otras historias en las que no llega a simpatizarme de inmediato el personaje masculino. 

Darcy es diferente en tantos aspectos. 

Él solo actuaba de acuerdo a los principios, y bien dichos, los prejuicios que estaban arraigados a su clase social. 

Quizás Orgullo y Prejuicio no cuenta con la tensión integrada de las novelas de la actualidad, pero seriamos unos completos ciegos al no darnos cuenta de que la obra está muy por sobre muchos libros actuales. Orgullo y Prejuicio no necesita adornos. La historia se gana el respeto por lo que es, una verdadera historia de amor en la que el orgullo de Elizabeth unido a los prejuicios de Darcy, la convierten en una obra muy rica en experiencias de vida de aquella época, ¿y por qué no? En experiencias que siguen siendo útiles hasta nuestros tiempos. 

Porque seamos francos… 

Todos somos orgullosos y prejuiciosos… 


¡Que tengan un buen fin de semana!





Connie S. Black
Aspirante a Escritora
Sitio Web: Connie S. Black


Mi Facebook Mi Twitter Mi Google+ Mi Tumblr Envíame un mensaje



Si te suscribes HOY a nuestro blog, en los próximos minutos recibirás TRES SECRETOS PARA MEJORAR TU NOVELA... y un regalo sorpresa!!! Todo absolutamente GRATIS.




¡Comparte en Google+!

Publicado por Connie Acevedo

    Blogger Comment
    Facebook Comment

1 comentarios: