Creer en sí mismo



Crónicas de una Aspirante a Escritora
“Creer en sí mismo”
"Cuando crees en ti mismo, eres libre para enfocarte en mejorar y alcanzar tu potencial." John Maxwell




Lamento mi ausencia del martes pasado. Festividades de mi país y la adhesión de un nuevo año a mi vida, me mantuvieron un poco alejada.

¡Pero ya estoy de vuelta!


Este día martes quería hablarles acerca cómo puede afectar el creer un poco más en nosotros mismos. Un tema ya bastante recurrente y no menos importante para nosotras que deseamos convertirnos en autoras.

Mi lectora ideal me anima día a día. Ella realmente ha sido un apoyo fundamental desde que decidí comenzar a escribir con un objetivo claro en mente. Pero lo cierto es que a pesar del apoyo externo que podamos recibir, creo que siempre estamos en conflicto con nosotros mismos, con respecto a lo que podemos o no lograr. Al menos a mi me sucede.

En esos momentos nadie más que yo puede sacarme de aquel estado en el que pienso si realmente seré capaz de lograr mis objetivos. Y no hablo solo de escribir, más bien es algo generalizado. Pero de pronto encuentro algo de que afirmarme y sigo caminando hacia adelante.

Quizás una situación, un recuerdo, una frase, una canción… 

Así vuelvo al camino y pienso… ¡Yo puedo hacerlo!

En estos días he recibido de ambos apoyos. Consejos externos, de personas que realmente estimo y que me han ayudado a mantenerme motivada. Si bien, en la semana que tuve libre, no pude cumplir mi meta, que era llegar a las 100 páginas de mi primera novela, comprendí otras cosas y pude terminar otras que, de cierta forma me ayudarán a enriquecerme en cuando a conocimientos.

Nunca me había sentido tan bien haciendo algo. Y esto se debe principalmente a que estoy creyendo en mí misma.

En muchas ocasiones nos autoimponemos barreras absurdas que nos impiden alcanzar algo que realmente deseamos. Muchas veces incluso dejamos de hacer cosas por miedo al fracaso, o aunque suene estúpido, por miedo al éxito.

En ese punto debemos sentarnos a pensar por unos minutos en lo que queremos. Y si vale todo el esfuerzo, pues… ¡Adelante!

Quizás ni siquiera por una recompensa monetaria, sino por una recompensa a nivel personal. Solo por el hecho de sentirnos bien con nosotros mismos.

El año pasado, nunca hubiese imaginado el estar escribiendo de forma tan abierta en un sitio web como este, ya que el miedo a que me leyeran me atormentaba. Pero lo afronté. Nunca imaginé que algún día dedicaría parte de mi tiempo a escribir una novela, deseando alcanzar un objetivo. Pero ahora lo hago. Nunca imaginé tantas cosas. Pero ahora me permito pensar en ellas, deseando que lo que quiero se haga realidad. Porque si yo no lucho por lo que quiero, nadie lo hará por mí.

Crean en ustedes mismas y comiencen a escribir maravillosas historias.

¡Que tengan una buena semana!

Connie S. Black~
Puedes encontrarme en Facebook & Twitter
¡No olvides visitar mi Blog!
¡Comparte en Google+!

Publicado por Connie Acevedo

    Blogger Comment
    Facebook Comment

13 comentarios:

  1. Hola Connie,

    Mira, justamente tu has sido un elemento externo que me acaba de ayudar, jajaja. Me siento muy identificada con los que has escrito. Estoy empezando a escribir una novela y aunque hay mucha gente que le gusta (amigos y familia), siempre termino con esa inseguridad del miedo al fracaso y muy cierto también, miedo al exito.

    Aunque es como que no puedo parar, y tengo que seguir adelante. Ahora estoy creando un blog y me estoy poniendo muchos frenos, pero tengo que intentar que me de todo más igual.
    Muchas gracias por tu artículo. Me ha dado un pequeño empujón :-)

    ResponderEliminar
  2. @Jessica
    Me alegra haberte ayudado de cierta forma :)

    Esa inseguridad es algo tan normal, que ya deberíamos habernos acostumbrado a ella, pero siempre acabamos dejandonos influenciar.
    La idea es saber combatirla cuando aparece, y en vez de dejar que nos afecte de forma negativa, debemos aprender a usar todo a nuestro favor.

    Yo tampoco puedo parar, así que eso debe significar algo.

    Me alegra que estés creando un blog, cuando lo hagas por favor dime la dirección para visitarlo! de paso puedes visitar el mio y así nos comentamos mutuamente :)

    ¡Que tengas una buena semana!

    ResponderEliminar
  3. Saludos a todas!
    Bueno, yo muchas veces he sentido esa inseguridad, y me he preguntado "¿y si no puedo? o ¿y si nadie me lee?", ahí me estanco. Pero después releo lo que he escrito, y me digo "esto lo escribí yo, está bueno", continúo donde me quedé. Sólo sé, que si no lo hago, nunca sabré si sirvo o no para esto. Mi primera meta es una novela corta, la terminaré y la enviaré para algún lado, porque el que no se arriesga no cruza el río. Ahora, lo que me falta es tiempo, quisiera escribir, escribir y escribir, pero no puedo.

    ResponderEliminar
  4. Hola a tod@s. Creo que uno/a cuando escribe tiene que creer en sus posibilidades, y en lo que está haciendo. De lo contrario, no nos engañemos, estamos perdiendo el tiempo. Y sobre todo no hay que avergonzarse de lo que escribimos, hay que hacerlo público, y recibir las opiniones de los demás. Sólo así iremos creciendo como escritores/as. En mi caso particular, siempre que leía una novela romántica me hacía la misma pregunta: ¿Por qué no puedo escribir yo historias como estas? Y ya ven, me lancé a ello. También cabe resaltar que hay que dedicar mucho tiempo, y pasar noches en vela leyendo y releyendo. Porque no hay recompensa sin un trabajo duro. Un saludo a todas.

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Soy Jessica, te había dado las gracias y te decía que cuando estuviera terminado el blog te decía cual era, pero como lo estaba retocando te he escrito con mi nombre de perfil jajaja. Vaya que si quieres puedes entrar, aunque no está listo. Pero sí he colgado un relato.
    Un besote Connie.

    ResponderEliminar
  7. @Pilar Lepe
    Esa estúpida inseguridad que siempre nos está agobiando. Confio en que podrás terminar tu novela corta. Como dices... el que no arriesga no cruza el rio. ¡Ánimo!

    ResponderEliminar
  8. @Mills Bellenden
    El trabajo duro siempre recompensa. Al principio era de esas personas con mucho temor de que me leyeran, algo bastante estúpido si siempre quise escribir... solo perdí el miedo cuando encontré a mi lectora ideal... es lo mejor contar con ese apoyo sincero de alguien, el trabajo se hace mucho más fácil y la carga más liviana. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  9. @Jessica (Gata Shirka)
    Ya entré a tu blog y he leído el relato "Entre el odio y el deseo", estaba increíble! sigue así Jessica!

    Yo ahora debo retomar mi blog que estaba un poco abandonado.

    ¡Puedes visitarme cuando gustes!
    http://connie-s-black.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  10. Connie, muchas gracias por leerlo, y madre mía me he quedado loca cuando me has dicho que te ha gustado jajaja.
    Echaré un vistazo tu blog. Un besazo y no pares con tus consejos :-)

    ResponderEliminar
  11. @Jessica
    ¡No hay de qué Jessica! siempre es un placer leer nuevos relatos.

    Mi blog no tiene mucho por ahora, pero planeo escribir a diario algo como estas Crónicas, pero un poco menos extensas :)

    Ojalá me visites!

    Por cierto te agregué a mi lista de blogs

    ResponderEliminar
  12. Hoy he leido tu relato, ya lo he comentado en tu blog. Hacía tiempo que no entraba en Escribe romántica, me estoy poniendo al día.
    Y por supuesto que te visitaré, me inspiras ;-)

    Gracias por añadirme, tu también estás en mi blog :-)

    Un besote

    ResponderEliminar
  13. @Jessica
    ¡Muchas gracias por tu comentario!
    Me alegra mucho inspirarte de cierta forma.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar