Por Helena

personajes secundarios de novela


Es un axioma que aquel a quien todos conceden el segundo lugar, tiene méritos indudables para ocupar el primero.
Jonathan Swift


En estos días una de mis mejores amigas me estaba contando acerca de un libro que estaba leyendo, y me dijo que el personaje principal era tan aburrido y la historia tan monótona que el personaje más interesante de la historia era el perro.

Lo que me hizo pensar en esos libros en los que los personajes secundarios “se roban el show” dejando atrás a los personajes principales y haciendo el libro interesante.

En toda historia romántica hay protagonistas, los caracteres principales en quien se basa la historia. Ya sea una huérfana luchando por ser alguien en la vida y se encuentra al noble caballero o la mujer práctica e independiente que se cae rendida ante un rebelde sin causa.

Pero estos personajes no están aislados, ellos interactúan, no solo entre sí sino también con otros personajes.

Son los personajes secundarios.

Estas personas que están alrededor de todo protagonista, y a veces son tan importantes como ellos mismos. Es la mejor amiga siempre fiel, o el compañero de trabajo que da sabios consejos. Es el padre que juzga o la madre manipuladora.

Gracias a estos personajes secundarios, los principales sobresalen.Y en muchos casos estos mismos personajes justifican la personalidad de estos protagonistas. Su crianza, su formación, su educación.

Igual sucede con las contrafiguras, apuesto que les ha sucedido por lo menos con un libro donde la contrafigura es más interesante que el protagonista. Muchísimas veces el “malo” resulta ser el protagonista por lo interesante de su personalidad.

El equilibrio en las partes es importante a la hora de escribir. A menos que la intención sea hacer del “villano” el protagonista.

Personalmente amo esos libros en los que los personajes secundarios me enamoran tanto como el principal. Los libros que me hacen pensar “deberían escribir un libro solo para ella o para él”.

Eso sí, como todo en la vida, hay que cuidar el equilibrio, no vaya a suceder como el libro de mi amiga donde el perro resultó ser el interesante.

Un abrazo.

Nos leemos la semana próxima.

@OhHelenita
http://escribirtodaunaaventura.blogspot.com/

Si el artículo te ha gustado compártelo!

3 Responses so far.

  1. Es muy cierto, siempre encontramos personajes secundarios que conmueven más que el principal, incluso al mismo autor, que luego se arriesga a dedicarle un libro aparte... Muy buen artículo... seguiremos leyendonos...

  2. Lluvia says:

    Gracias por la entrada!! Siempre tus palabras son de utilidad, sobre todo en este tema en mi caso! Un abrazo grande desde Chile

  3. Gracias JJ y Lluvia por leernos, es así. Muchos personajes secundarios llegan a ser más interesantes y queridos que los mismos protagonistas.
    Un abrazo

Leave a Reply